Efectos de la exposición prenatal y posnatal al tabaco

El tabaquismo durante la gestación genera un importante problema de salud pública por los efectos nocivos que tiene sobre el embarazo y sobre el desarrollo fetal1. A pesar de sus efectos perjudiciales, el consumo de tabaco continúa siendo elevado en mujeres gestantes.

Las consecuencias de la exposición intrauterina al tabaco se manifiestan en la edad neonatal y durante toda la infancia. El tabaquismo materno durante la gestación puede afectar a la función pulmonar del niño tras el nacimiento, condicionando un incremento del riesgo de patologías respiratorias2. Sin embargo, como el 90% de las mujeres que fuma durante el embarazo continúa haciéndolo posteriormente, no es fácil diferenciar si el efecto adverso del tabaco en el niño es atribuible a un daño durante el desarrollo del feto intrauterino o a la exposición al humo del tabaco después del nacimiento3.

El tabaquismo pasivo posnatal como factor de riesgo de enfermedades respiratorias ha sido demostrado ampliamente. Existe mayor riesgo de contraer infecciones respiratorias en los hijos de padres fumadores, a la vez que existe una relación entre la exposición pasiva al tabaco en edades tempranas y el posterior desarrollo de hiperreactividad bronquial4.

Las infecciones respiratorias de vías bajas se dan con frecuencia en la infancia y en ocasiones son potencialmente graves, generando una elevada carga en todos los niveles asistenciales y un alto coste económico para la salud pública5.

Se ha observado que los hijos de madres que fumaron durante la gestación, presentan alteración en las pruebas de función pulmonar durante la primera infancia que pueden persistir hasta la edad adulta, con frecuencia se halla obstrucción de las vías aéreas de mediano y pequeño calibre6.

Estudios realizados con modelos animales para valorar los efectos de la nicotina en el desarrollo pulmonar han encontrado que la exposición a la nicotina en hembras gestantes produce cambios antenatales en la formación de la vía aérea, con sorprendentes similitudes entre especies, que incluyen aumento de los depósitos de colágeno bajo la membrana basal, incremento de la expresión del gen MUC5AC (glicoproteína secretora de mucina-5AC) en el epitelio bronquial, aumento del grosor del músculo liso y reducción del calibre de la vía aérea7. Con estos hallazgos se pueden explicar las secuelas que el tabaquismo produce en el desarrollo pulmonar del feto en humanos y la consecuente predisposición para presentar episodios de sibilancias.

Diversos autores han demostrado que la exposición posnatal al tabaco constituye un factor de riesgo de infecciones respiratorias de vías bajas durante los primeros años de vida8. La exposición al humo del tabaco altera los mecanismos de protección de las vías respiratorias, como el aclaramiento mucociliar, y deteriora la respuesta inmune innata aumentando la susceptibilidad a infecciones respiratorias por diversos patógenos.

Estudios han demostrado que el tabaquismo materno afecta a los niños en mayor grado que el tabaquismo paterno2, probablemente por el contacto más estrecho que las madres tienen con sus hijos.

El tabaquismo pasivo prenatal y posnatal es un factor de riesgo evitable, por lo que la disminución de este hábito en las mujeres con intención de embarazo debe ser una prioridad en medicina preventiva.

  • Material dirigido solo a profesionales de la Salud
  • Información realizada para profesionales de la salud en territorio de Centroamérica y El Caribe
  • Todo lo publicado en la plataforma es una recomendación, más no una prescripción o indicación médica

MATERIAL EXCLUSIVO PARA USO DE FUERZA DE VENTAS DE RB PARA PROFESIONALES DE LA SALUD. PROHIBIDA SU DISTRIBUCIÓN A PÚBLICO

REFERENCIAS BIBLIOGRAFICAS

  1. P.S. Pereira, F.A.F. da Mata, A.C.G. Figueiredo, K.R.C. de Andrade, M.G. Pereira. Maternal active smoking during pregnancy and low birth weight in the Americas: A systematic review and meta-analysis. Nicotine Tob Res, 19 (2017), pp. 497-505 http://dx.doi.org/10.1093/ntr/ntw228
  2. Friguls, O. Garcia-Algar, C. Puig, C. Figueroa, J. Sunyer, O. Vall. Exposición prenatal y posnatal al tabaco y síntomas respiratorios y alérgicos en los primeros años de vida. Arch Bronconeumol, 45 (2009), pp. 585-590 http://dx.doi.org/10.1016/j.arbres.2009.09.004
  3. J.K. Jaakkola, A.A. Kosheleva, B.A. Katsnelson, S.V. Kuzmin, L.I. Privalova, J.D. Spengler. Prenatal and postnatal tobacco smoke exposure and respiratory health in Russian children. Respir Res, 7 (2006), pp. 48
  4. Perez Tarazona, J. Alfonso Diego, A. Amat Madramany, L. Chofre Escrihuela, E. Lucas Saez, R. Bou Monterde. Incidencia y factores de riesgo de bronquitis sibilantes en los primeros meses de vida en una cohorte de Alzira (Valencia). An Pediatr (Barc), 72 (2010), pp. 19-29
  5. Shi, D.A. McAllister, K.L. O’Brien, E.A.F. Simoes, S.A. Madhi, B.D. Gessner, et al. Global, regional, and national disease burden estimates of acute lower respiratory infections due to espiratory syncytial virus in young children in 2015: A systematic review and modelling study. Lancet, 390 (2017), pp. 946-958 http://dx.doi.org/10.1016/S0140-6736(17)30938-8
  6. D. Gilliland, K. Berhane, R. McConnell, W.J. Gauderman, H. Vora, E.B. Rappaport, et al. Maternal smoking during pregnancy, environmental tobacco smoke exposure and childhood lung function. Thorax, 55 (2000), pp. 271-276 http://dx.doi.org/10.1136/thorax.55.4.271
  7. Bush. Lung development and aging. Ann Am Thorac Soc, 13 (2016), pp. S438-S446 http://dx.doi.org/10.1513/AnnalsATS.201602-112AW
  8. Adler, L. Ngo, P. Tosta, I.B. Tager. Association of tobacco smoke exposure and respiratory syncitial virus infection with airways reactivity in early childhood. Pediatr Pulmonol, 32 (2001), pp. 418-427 http://dx.doi.org/10.1002/ppul.1153
  9. Lanari, S. Vandini, F. Adorni, F. Prinelli, S. di Santo, M. Silvestri, et al. Prenatal tobacco smoke exposure increases hospitalizations for bronchiolitis in infants. Respir Res, 16 (2015), pp. 152 http://dx.doi.org/10.1186/s12931-015-0312-5