Apenas han transcurrido 14 días del inicio de operaciones del Instituto de Salud para el Bienestar (INSABI) y las dudas sobre su funcionamiento no paran. En específico, las mayores molestias entre los pacientes es que la atención no es realmente gratuita y el desabasto de medicamentos. Inclusive algunos han comentado que el desaparecido Seguro Popular ofrecía mejores servicios.

Cambios entre uno y otro

En ese sentido, es necesario analizar si realmente existen diferencias entre ambos programas. Al respecto, una de las principales es que el Seguro Popular sólo estaba enfocado a los mexicanos sin seguridad social. En cambio, el INSABI es mucho más ambicioso al ofrecer atención a cualquier persona dentro del territorio nacional, lo cual también incluye extranjeros y migrantes. Por lo anterior, se pretende alcanzar una cobertura total de 69 millones de pacientes.

Otra diferencia es que para pertenecer al Seguro Popular era necesario afiliarse. Para lograrlo se requería seguir un proceso burocrático. Pero ahora, para el INSABI el registro es más sencillo y sólo se necesita presentar CURP, INE o un acta de nacimiento.

Con respecto al pago de cuotas, es una característica que se mantiene igual en ambos. Aunque al inicio se dijo que el INSABI ofrecería atención médica gratuita, la realidad no es así. Ante el descontento, la Secretaría de Salud (SSa) tuvo que publicar un boletín para explicar que los servicios de tercer nivel sí tienen un costo.

Otro aspecto que siempre se le criticó al Seguro Popular era la falta de medicamentos en las unidades de salud. Pese a que se dijo que eso cambiaría, durante los últimos días se han confirmado casos de usuarios del INSABI que no pueden recibir las medicinas que necesitan.

Por todo lo mencionado, las diferencias entre ambos programas parecen ser mínimas. De hecho, algunos aseguran que sólo se trato de un cambio de nombre pero al final sigue siendo lo mismo.

¿Y tú consideras que el INSABI realmente es diferente al Seguro Popular?