Como te informamos el día de ayer, la temida cepa inglesa de coronavirus surgida en el Reino Unido por fin llegó a México. La información fue confirmada por la Secretaría de Salud de Tamaulipas. El afectado es un viajero internacional que llegó a nuestro país el pasado 29 de diciembre. Primero hizo una escala en la Ciudad de México y después arribó a la entidad. De momento sólo se sabe que es un varón de 56 años de edad y ya se encuentra intubado con estado de salud grave.

Caso sospechoso en Nuevo León

Pero ahora se ha reportado el que podría ser el segundo caso de esta mutación en nuestro país. De acuerdo con una nota publicada en Milenio, el sospechoso fue identificado en Nuevo León a partir de una muestra aleatoria en la que se seleccionaron 30 casos confirmados de esta nueva enfermedad.

El titular de la Secretaría de Salud de la entidad, Manuel de la O Cavazos, señaló que al hacer la secuenciación del genoma viral se identificó que uno de los infectados tiene una similitud del 96.3 por ciento con la cepa inglesa denominada B117. La revisión se encuentra en proceso, por lo que todavía no se puede afirmar que sea de la misma variante. Explicó que la muestra será enviada al Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicas (InDRE) para que sea la autoridad federal publique los resultados finales.

Otro posible paciente en Tamaulipas

Pero no es el único caso sospechoso porque también existe otro en Tamaulipas. Al analizar a los acompañantes de vuelo del paciente positivo hubo tres pasajeros que han mostrado sintomatología. Dos resultaron negativos en la prueba de detección y la del tercero continúa en revisión.

Será en las próximas horas cuando se cuente con el resultado final y se pueda determinar si está infectado o no. Mientras que en caso de ser positivo, se debe analizar para identificar si se trata de esta nueva cepa inglesa.

Por lo pronto, de acuerdo con las investigaciones, esta nueva variante es hasta 70 por ciento más infecciosa que las demás, aunque no es más mortal que las otras. Por lo mismo es que se considera que ha sido uno de los factores que ha provocado una severa crisis sanitaria en el Reino Unido. Durante los últimos tres meses ha existido un aumento exponencial de contagios que tiene a sus sistema de salud al borde del colapso.

Por otra parte, de acuerdo con los análisis realizados, otra característica de esta nueva cepa de coronavirus es que afecta por igual a la población infantil que a los adultos. En tanto que de acuerdo con un estudio hecho por Pfizer, su vacuna funciona contra 16 variantes distintas del virus, incluida esta surgida en el Reino Unido.