Cada vez son más las opciones con las que se cuentan de vacunas contra la Covid-19. Algunas ya han comenzado su aplicación entre la población en general y otras han avanzado a las etapas finales de ensayos clínicos. Dentro de las alterativas actuales se encuentra la Sputnik V, desarrollada por el Centro Nacional de Epidemiología y Microbiología Gamaleya del Ministerio de Salud de la Federación de Rusia y el Fondo Ruso de Inversión Directa (RDIF).

Aunque en estudios previos se anunció que tenía una eficacia del 92 por ciento, al concluir las pruebas se obtuvo que era del 95 por ciento. Mientras que al igual que la mayoría de las vacunas contra la Covid-19, requiere de la aplicación de dos dosis con una diferencia de 21 días para una correcta protección.

Nueva versión de la misma vacuna

Pero ahora el Centro Gamaleya anunció una variante de la vacuna que lleva por nombre Sputnik Light. En este caso, contiene una nueva fórmula que destaca porque sólo se requiere de la aplicación de una dosis para generar anticuerpos. En tanto que las estimaciones iniciales es que cuenta con una eficacia del 85 por ciento.

Con esto, el objetivo central es inmunizar a un mayor número de personas en un menor tiempo posible. De esta manera se reducirían los potenciales casos graves y eso provocaría menos decesos por esta nueva cepa de coronavirus.

Por lo pronto, el gobierno de Rusia anunció el inicio de los primeros ensayos clínicos de esta versión “rebajada” de la vacuna. Para esta etapa fueron elegidos 150 voluntarios en Moscú y San Petersburgo. Cada uno recibirá la inmunización y será vigilado para verificar si se consiguen los resultados esperados.

En caso de que todo avance de manera adecuada y sin contratiempos sería hasta finales de 2021 cuando esta variante de la vacuna concluiría todas las fases de ensayos clínicos.

Si bien, los desarrolladores afirman que cuenta con una alta eficacia para el estándar de cualquier vacuna, todavía existen varias dudas por resolver. Una de las principales es verificar si funciona en adultos mayores, quienes han mostrado ser de los más afectados por esta nueva enfermedad.

Sputnik V está muy cerca de ser aprobada en México

Por otra parte, se debe recordar que en diciembre del año pasado los fabricantes rusos presentaron ante la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) la documentación para recibir la aprobación de la Sputnik V en México.

Mientras continúan las revisiones de los documentos, el subsecretario de Salud, Hugo López-Gatell, viajó a Argentina, país que ya aprobó y comenzó la aplicación de la vacuna rusa, para conocer su experiencia con este proyecto. Sus observaciones serán muy importantes para que dentro de los siguientes días la Cofepris publique una resolución final. En caso de ser favorable México podría comprar el insumo para ser administrado lo más pronto posible.