Al IMSS le hacen falta 94 mil médicos; cada vez más trabajan en consultorios económicos

La falta de personal impacta en una atención deficiente para los pacientes y un mayor desgaste en los médicos del IMSS.

195

Fundado en 1943, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) representa la base de la salud pública en nuestro país. No existen dudas con respecto a su importancia para atender a poco más de 70 millones de derechohabientes. Aunque también es cierto que durante las últimas décadas ha caído en una severa crisis.

El ejemplo más claro es la falta de profesionales de la salud que tiene el instituto en la actualidad. El primero en reconocerlo es Zoé Robledo, director general del IMSS, quien inclusive expresó la cantidad exacta del problema. De acuerdo con el funcionario, en la actualidad existe un déficit de 94 mil 516 médicos en la institución.

Pero si algo es cierto es que eso no es exclusivo del IMSS sino de toda la salud pública de nuestro país. Para Robledo todo fue derivado de la falta de inversión de las últimas administraciones. Además añadió que en México el problema cada vez es más alarmante.

Para poner en contexto, en la actualidad existen 1.46 médicos generales por cada mil mexicanos. En cambio, en los años ochenta la relación en el país era de 1.84 médicos por cada mil habitantes. Dicha cifra representa menos de la mitad recomendada por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo (OCDE), la cual señala que lo ideal es que existan 3.4 galenos por cada mil personas.

Y eso no es el único problema porque México también tiene una de las tasas más bajas de médicos especialistas, con 1.26 por cada cien mil habitantes.

Se extienden los consultorios anexos a farmacias

A su vez, Robledo lamentó la falta de oportunidades de trabajo para los jóvenes que egresan de las escuelas de Medicina cada año. Indicó que ante la necesidad, muchos de ellos tienden a sumarse a las filas de los consultorios anexos a farmacias donde no obtienen las suficientes garantías laborales.

Antes, ser médico era una garantía absoluta de movilidad social. Hoy desafortunadamente no lo es para todos. Prueba de ello es ver que el número de farmacias que ofrecen servicios de consultorios médicos creció en más de 900 por ciento de 2003 a 2013. Existe un número creciente de médicos que hoy se están ganando la vida en consultorios de farmacias, laborando sin prestaciones, sin oportunidades de crecimiento profesional. Ya se volvió una escena común.