Con el transcurrir de los años, las redes sociales han ganado popularidad a nivel mundial. Gracias a la expansión que ha vivido internet, cada vez es más sencillo permanecer conectado y formar parte del mundo virtual. Pero algo importante a resaltar es que los distintos foros y medios de comunicación se pueden emplear de distintas formas.

En el caso de los médicos y en general todos los profesionales de la salud, es frecuente que empleen las redes sociales para hablar sobre experiencias profesionales. Ya sea para exponer un caso que atendieron o alguna experiencia dentro del consultorio. Existen muchas formas en las que comparten los sucesos que han atendido dentro de su trayectoria.

Si bien, se suele evitar mencionar los nombres de los pacientes que protagonizan las historias, existen otros aspectos a considerar. Lo más importante es si contar este tipo de historias no viola la privacidad que debe existir dentro de un consultorio.

Si se toma en cuenta que siempre debe de existir un código de ética profesional, por más que se evite mencionar nombres, se debería evitar compartir este tipo de información en medios públicos como las redes sociales.

Por otra parte, también se debe reconocer que el contar anécdotas pasadas le puede ser de ayuda a algunos pacientes. Si ellos conocen algún caso pasado similar a su actual condición, tal vez les ayude para tomar una mejor decisión.

En general, tomar como base una consulta del pasado para dar un consejo a los pacientes puede ser bastante útil. Al final, todo depende de cada profesional de la salud si decide contar alguna anécdota a través de sus redes sociales o si prefiere resguardar la información.

Taboola