En un hecho sin precedentes, la vacuna contra la Covid-19 cada vez luce más cercana. Nunca antes en la historia había sido posible concretar un proyecto de este tipo en un tiempo tan corto. De hecho, el promedio para desarrollar una inmunización hasta antes de esta pandemia era de 10 años. Pero ahora se ha reducido al mínimo y en poco menos de 12 meses será una realidad. Aunque lo más importante es que la mayoría de proyectos han respetado los protocolos para conseguir el objetivo sin poner en riesgo la integridad de la población mundial.

En ese sentido, se debe recordar que de acuerdo con las Organización Mundial de la Salud (OMS), el posible primer caso de esta nueva cepa de coronavirus se habría originado el 17 de noviembre de 2019 en la ciudad de Wuhan en China. Mientras que para el 31 de diciembre los hospitales comenzaron a recibir más casos de una extraña enfermedad que después sería bautizada como Covid-19.

Proyectos de vacuna más avanzados del mundo

Mientras tanto, hasta el momento la única farmacéutica que ha concluido todos los procesos para desarrollar una vacuna es Pfizer junto a su socio BioNTech. Como resultado tiene una eficacia del 95 por ciento, por lo que se trata de una de las mejores opciones. Inclusive ya inició la solicitud de emergencia para que sea aplicada de manera masiva en Estados Unidos en diciembre.

Pero una de sus más grandes dificultades es que requiere de un sistema de ultra congelación para su almacenamiento y conservación. A la fecha sólo los países más avanzados y desarrollados cuentan con la estructura para brindar un espacio propicio para la vacuna.

Por otra parte, existen otras tres compañías que también cuentan con proyectos en fase 3, aunque todavía no concluyen con el proceso. Pero a partir de los resultados preliminares se puede inferir que logran generar anticuerpos en la mayoría de los voluntarios.

Algunas de ellas son Moderna que ofrece una eficacia del 94.5 por ciento y la Sputnik Vdesarrollada por el Centro Gamaleya y el Fondo de Inversiones Directas de Rusia (FIDR) con 92 por ciento. Ambas también se encuentran bastante cerca de ser candidatas para poder ser aplicadas de manera masiva entre la población.

En tanto que un poco más abajo está la diseñada por la Universidad de Oxford y AstraZeneca. Aunque tuvo varias dificultades durante su desarrollo, durante la última etapa de pruebas ha mostrado un eficacia que varía del 62 al 90 por ciento. Mientras que el promedio se ubica en el 70.4 por ciento.

Para tener un panorama general de las vacunas más avanzadas en desarrollo te compartimos la siguiente gráfica. También existen otros proyectos pero todavía no alcanzan la fase 3 de ensayos clínicos y por eso no aparecen mencionados.