Desde poco más de un año se vive la peor pandemia en lo que va del Siglo XXI y hasta este momento ya ha provocado más de 100 millones de infectados. Es una grave problema y aunque hoy la Covid-19 es la enfermedad prioritaria en el mundo, también existen otras de alta mortalidad que no deben ser descuidadas. Por eso, hoy se requiere del apoyo de la tecnología en el campo médico para ofrecer alternativas a los pacientes.

En ese sentido, vale la pena recordar que tan sólo en México existen más de 15 millones de personas con alguna enfermedad cardiovascular. Se trata de una pandemia oculta que no ha sido atendida y las consecuencias se pueden percibir en la actualidad.

Llevar un registro a distancia de la salud de los pacientes

Ahora bien, en muchos casos estas enfermedades son tratadas con dispositivos cardíacos implantables, los cuales requieren un seguimiento médico paciente constante. Aunque también existe el Monitoreo Remoto, una alternativa para que los pacientes puedan enviar información sobre su estado de salud desde casa, lo cual ha sido un punto clave en el contexto actual de pandemia por Covid-19.

En este sentido, la compañía médica Medtronic ha acercado a los pacientes su tecnología de monitoreo remoto “MyCareLink”. Se trata de un sistema de monitoreo que consiste en el empleo de tecnología móvil para que, por medio de un monitor y sin la necesidad de salir de casa, el paciente pueda enviar a su médico información sobre el estado de salud mediante los registros del dispositivo.

Esta tecnología funciona a partir de un aparato en forma de mouse, el cual descansa sobre un puerto. Cuando el paciente pasa el dispositivo por su pecho, el aparato se conecta a su dispositivo cardíaco implantado y toma la lectura de información.

Monitoreo remoto de enfermedades cardiovasculares

Por otra parte, es pertinente recordar que en el mundo al menos tres millones de personas viven con algún dispositivo médico que les ayuda a corregir el ritmo de su corazón. Los principales son marcapasos, desfibriladores y dispositivos de terapia de resincronización cardíaca. El especialista en cardiología y electrofisiología, Dr. Juan Ramón Fabregat, explica que estos dispositivos de asistencia cardíaca permiten llegar a diagnósticos más precisos y mejoran de manera significativa la vida de los pacientes que requieren de un monitoreo constante.

“El Monitoreo Remoto ayuda a reducir los desplazamientos al centro médico y sirve como herramienta de seguimiento médico-paciente para dar continuidad al tratamiento. Los especialistas podemos ajustar las necesidades de monitoreo de acuerdo con cada paciente y con ello ambos estar alertas de su seguimiento y rastreo de los episodios que presente por su condición”.

El Monitoreo Remoto es una tecnología que podría permanecer y tomar mayor fuerza en el tratamiento de los pacientes con enfermedades cardiovasculares, sobre todo porque ofrece ventajas como:

  • Incremento y mejora del apego del paciente a su tratamiento.
  • Facilidad de uso y movilidad, pues el monitor puede conectarse a cualquier corriente eléctrica y enviar la información desde donde sea que se encuentre el paciente, siempre que haya cobertura.
  • Ahorro de tiempo, esfuerzo y recursos.

Desde hace tiempo la tecnología médica ha presentado innovaciones que hacen que prácticas como la telemedicina sean una realidad en nuestro país. Pero pareciera que en estos tiempos estas opciones que antes se mantenían en segundo plano han pasado a ser la primera opción de muchos. En el contexto actual el Monitoreo Remoto es una opción eficaz y viable para muchos pacientes.