Siendo la Covid-19 una enfermedad con poco más de nueve meses de haber aparecido, todavía existen muchas dudas a su alrededor. Las investigaciones que se llevan a cabo en el mundo buscan ofrecer respuestas a preguntas como el tiempo que duran los síntomas o si realmente se genera inmunidad en los supervivientes. Hasta el momento no se han obtenido respuestas concretas que ayuden en la atención de los pacientes y el desarrollo de posibles tratamientos.

Las reinfecciones sí son posibles

En ese sentido, todavía permanece una incógnita con respecto a las reinfecciones. Ya se han presentado casos en países como Holanda, Bélgica y Estados Unidos. Inclusive hace unos días se confirmó el primer deceso de una persona que se infectó por segunda vez.

Mientras que en México todavía no ha ocurrido un caso oficial de reinfección. Aunque hace unas semanas se dio a conocer que una residente del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) que se había recuperado de la Covid-19 se volvió a contagiar. Aunque en su momento las autoridades prefirieron definir lo ocurrido como una infección crónica.

Posibles reinfecciones en México

Aunque a decir de la experta en virología del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Jazmín García Machorro, las reinfecciones podrían presentarse en nuestro país por un simple motivo. El hecho de que existan varias cepas del virus SARS-CoV-2 o que una misma presente pequeñas variaciones genómicas, puede ser suficiente para que el patógeno engañe al sistema inmune y un paciente recuperado pueda reinfectarse.

Al respecto, se debe recordar que previamente el Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (Indre) dio a conocer que existen cinco cepas distintas del virus en nuestro país. A su vez, se dividen en 17 subgrupos, aunque en todo momento negó que alguna de ellas sea la mutación D614G considerada como la más mortal del mundo.

Por su parte, la científica Nivel I del Sistema Nacional de Investigadores (SNI), reconoció que se desconoce el tiempo de inmunidad de quienes han padecido Covid-19, ya que éste podría depender de diversos factores como la edad, la genética y la salud de las personas, así como la cantidad de anticuerpos neutralizantes que se generen. Por tal motivo, recomendó que los supervivientes deben hacerse estudios de seguimiento cada tres, seis y 12 meses.

Con esto en mente la especialista hizo hincapié en que las medidas higiénicas y de protección deben conservarse en todo momento y por toda la población. No importa si alguien se contagia y logra reponerse porque el riesgo a volverse a infectar siempre va a estar latente.