Por desgracia, la inseguridad se ha apoderado de varios sectores de nuestro país. Lo único que se necesita es observar los diversos casos que se registran a diario para comprender lo peligroso de la situación. De igual forma, es un problema del que nadie se encuentra exento, ni si quiera los trabajadores de la salud.

En ese sentido, en el caso de Tabasco se ha agudizado la inseguridad durante los últimos meses. No son pocos los casos en los que se detecta el robo de medicamentos e insumos de los hospitales para posteriormente ser revendidos en el mercado negro.

Ante este panorama, el gobernador de la entidad, Augusto López Hernández, solicitó el apoyo del Ejercito y la Policía Bancaria para resguardar las bodegas de los hospitales. Esto funcionaría como medida para evitar que se siga presentando esta lamentable situación.

Hoy en la mañana platicábamos con las autoridades militares en la posibilidad de intervenir incluso las bodegas con mayor control donde se guardan los medicamentos. Es claro que tiene que haber orden en esto, no se trata nada más de que traigamos hoy el medicamento y en la noche se lo roben.

Robo de medicamentos, delito a la alza

A raíz de este tipo de delitos es que el gobernador señaló que en algunas unidades estatales se ha presentado faltante de algunos medicamentos. Esto resulta demasiado peligroso porque afecta en el tratamiento de los pacientes, quienes requieren los fármacos con urgencia pero el hospital no se lo puede brindar.