OJO: 7 consejos de alimentación para pacientes con EPOC

A continuación, se detallan algunos de los consejos sobre qué pautas alimentarias, alimentos y nutrientes son los indicados y cuáles deben evitar tus pacientes con EPOC.

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) es una enfermedad pulmonar crónica que genera dificultad para respirar. En ella se incluyen tanto el enfisema como la bronquitis crónica. Sin embargo, existen consejos de alimentación que pueden mejor la calidad de vida de tus pacientes pacientes con EPOC.

Se trata de un problema crónico que se puede prevenir en algunos casos

Las vías respiratorias se inflaman y el flujo de aire que entra y sale de los pulmones disminuye. Por esta razón, ingresa menos oxigeno en los tejidos y es más complicado eliminar el dióxido de carbono que se genera como desecho.

Se trata de un problema crónico que se puede prevenir en algunos casos y tratar. A nivel dietético no existe un plan alimentario que pueda curar la enfermedad. Sin embargo, la alimentación es importante, pues una combinación adecuada de nutrientes puede ayudar a respirar con mayor facilidad.

A continuación, se detallan algunos de los consejos sobre qué pautas alimentarias, alimentos y nutrientes son los indicados y cuáles es mejor evitar en esta situación según MejorconSalud.

 

1. Comer poca cantidad y a menudo

Se sabe que los requerimientos energéticos suelen estar aumentados en la EPOC, pues el gasto calórico en reposo es más alto de lo habitual. Sin embargo, a menudo suelen presentarse dificultades para comer, ya sea debido al estado de ánimo, la disnea o bien a la pérdida de apetito.

Por este motivo, puede ser conveniente que los pacientes hagan de 4 a 6 comidas al día con un contenido reducido. Por una lado, esto requiere menos esfuerzo y favorece la digestión, mientras que un menor llenado gástrico reduce la presión en los pulmones y facilita la respiración.

2. Dar prioridad a los alimentos más nutritivos

A raíz de esta misma situación (falta de apetito y requerimientos elevados), es preciso optar por alimentos con una alta calidad nutricional y que aporten energía. Del mismo modo, hay que evitar los superfluos, como zumos de frutas, bebidas energéticas, dulces, bollería o aperitivos salados.

3. El desayuno: una de las comidas clave en la alimentación para pacientes con EPOC

Los niveles energéticos son mucho más altos a primeras horas de la mañana y las fuerzas van menguando a lo largo del día. Así que es preferible concentrar las ingestas más altas en el desayuno y la comida. En la dieta del paciente deben tener cabida las fuentes de proteínas, grasas y carbohidratos enteros, como pescado, huevos, carne, aceite, granos integrales, frutos secos, yogures y frutas.

4. Hacer una dieta con abundantes grasas y proteínas

De entre todos los macronutrientes, los lípidos son los que producen menos cantidad de dióxido de carbono por oxigeno utilizado tras su metabolismo. Por esta razón, los pacientes pueden verse beneficiados con una dieta más baja en carbohidratos y más alta en grasas.

5. Ingerir alimentos con potasio y vigilar la ingesta de sal

El potasio es importante en la alimentación de los pacientes con EPOC, ya que un déficit de este mineral puede ocasionar dificultades respiratorias por una disminución de la capacidad de la musculatura.

Así que es interesante introducir en la dieta alimentos con potasio como el aguacate, las verduras de hoja verde, los espárragos, la remolacha, las patatas, los plátanos y la naranja.

6. Frutas y verduras

Estos dos grandes grupos de alimentos son necesarios, junto con los cereales integrales como fuente de fibra dietética. Como señala un artículo del European Respiratory Journal, una mayor ingesta de fibra se ha relacionado con un menor riesgo de EPOC.

7. Asegurar una correcta hidratación

Beber abundante agua durante el día es necesario para mantener la mucosidad fluida y facilitar su expulsión. Ademas, puede ser preferible ingerirla al final de las comidas o entre ellas, ya que de lo contrario puede producir sensación de saciedad precoz.

Notas relacionadas:

NATURE: ¿Por qué las vacunas COVID no ganaron un Nobel de ciencia este año?

Alerta a tus pacientes: ¿se puede contraer COVID desde una piscina?

ÚLTIMA HORA: COVID puede dañar la placenta de las embarazadas