Ser médico o pertenecer a cualquiera de las áreas de la salud es un privilegio que sólo algunos pueden ostentar. No es nada sencillo porque la competencia es muy fuerte desde un inicio. Los lugares para comenzar la formación profesional son limitados y eso implica que muchos vean frustradas sus aspiraciones. A su vez, ya en el campo laboral existen más inconvenientes que se deben de enfrentar en todo momento.

Aunque al final son más las satisfacciones que las adversidades, no se puede ignorar que existen muchas desventajas de ejercer esta profesión en nuestro país. En Saludiario te compartimos una lista con algunas de las principales.

Alto riesgo a desarrollar Síndrome de Burnout

En muchas ocasiones se menciona el Síndrome de Burnout, el cual se presenta con mayor frecuencia en médicos. De acuerdo con el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), la mitad de los profesionales de la salud de México lo padecen y se estima que comienza a desarrollarse entre 4 y 6 años después de incursionar en el ámbito profesional. Aunque también se ha reportado que algunos lo tienen inclusive desde que son estudiantes.

A raíz de esto, se ha llegado a la conclusión de que el estrés afecta al médico en su vida cotidiana y profesional. Por lo mismo, puede aumentar hasta en un 42 por ciento lo errores dentro del consultorio.

Ataques e insultos de parte de la sociedad

Durante el actual momento causado por la crisis sanitaria se han observado penosas acciones en nuestro país. Algunas de las más indignantes han sido las agresiones y actos de discriminación contra los profesionales de la salud. Sin un sustento científico se piensa que podrían ser focos de infección, por lo que se les niega el ingreso a establecimientos o se les avienta cloro para supuestamente desinfectarlos.

Mientras que en otros países se aplaude y respeta a los médicos en esta época tan complicada, en México se les ha agredido. Aunque sólo una minoría de la población ha incurrido en estas fallas, las acciones dañan a todo el gremio.

Salario por debajo al de médicos de otros países

Aunque es importante atender a los pacientes, tampoco se puede negar que la parte económica también es fundamental. Al igual que cualquier otro trabajo, los médicos merecen una retribución financiera por realizar sus actividades. El problema es que México tiene uno de los peores salarios en el rubro de los profesionales de la salud.

Con base en un estudio realizado por el Instituto Belisario Domínguez a inicios de este 2020, un médico en México gana tres veces menos que uno de sus colegas en Brasil y España.

Frustración por no alcanzar la perfección

Si bien, para algunos el ser perfeccionista se puede considerar como una virtud, la realidad es que también tiene su aspecto negativo. En el caso de los médicos se ha observado que una creciente cantidad busca la perfección dentro de su profesión, lo que puede generar frustración o sentimientos negativos en caso de no ser alcanzada de forma inmediata.

No siempre hay horarios fijos

Desde la etapa en la facultad los profesores son bastante claros y una de sus advertencias a los futuros médicos es que dentro de esta profesión no existen los horarios fijos ni los trabajos de cinco días por semana. Las enfermedades nunca esperan ni tienen una hora para presentarse. De esta forma, debes de estar preparado para enfrentarte a este tipo de adversidades.

Poco tiempo libre para disfrutar

Derivado del punto anterior, por la absorción de la profesión, se suele afirmar que los médicos no cuentan con una vida personal debido a que su principal ocupación son sus pacientes. La afirmación resulta exagerada porque existen maneras de lograr un equilibrio entre la vida privada y la laboral, pero sin duda se trata de una profesión en la que difícilmente hay lugar para el tiempo libre.