La técnica de bypass no solo se utiliza para bajar de peso

150

La cirugía bariátrica para reducción de peso, goza de gran popularidad en estos días, especialmente, porque sus resultados son muy esperanzadores. Sin embargo, el bypass, no solo sirve para tratar la obesidad mórbida, sino que también, es muy útil para mejorar el funcionamiento del corazón.

De hecho, este modelo quirúrgico, se basa en crear una nueva ruta para conectar los órganos y favorecer su funcionamiento. Logrando, al mismo tiempo, hacer frente a otras enfermedades correlacionadas como la hipertensión, dislipidemia y diabetes. Buscando en todo caso, mejorar la calidad de vida de los pacientes.

El bypass es una técnica quirúrgica muy utilizada, tanto por los cirujanos bariátricos, como por cardiólogos especializados, ya que, el proceso se basa en el mismo principio.

Es así, como vemos, que el bypass gástrico es una cirugía restrictiva, donde se disminuye el tamaño del estómago, a la vez que reduce la absorción de nutrientes del intestino. Esto, con el fin de que el individuo minimice la ingesta de alimentos; gracias, a que, la capacidad del estómago llega a penas a 20 ml, aproximadamente; creando una sensación de saciedad muy rápida, que favorece la perdida acelerada de peso.1

Generalmente, este procedimiento se realiza por vía laparoscópica, bajo un abordaje mínimamente invasivo. Que a la vez que ofrece una perdida radical de peso; que puede llegar hasta el 85%; además, evita complicaciones de salud a causa de la obesidad. De igual manera, también disminuye el riesgo de desarrollar enfermedades asociadas y permite disfrutar de una recuperación más rápida y con menor dolor.1

Las arterias coronarias pueden verse afectadas por múltiples causas, mostrando que los hábitos de vida y el envejecimiento, se pueden convertir en factores de riesgo.

Podemos ver, que las arterias coronarias se ven afectadas por la acumulación de placa, desarrollando al paso del tiempo enfermedades como la aterosclerosis. Lo que hace que se produzca un endurecimiento en las venas y no pueda cumplir con la función de trasportar la sangre de una manera adecuada, favoreciendo los ataques cardiacos y los accidentes cerebrovasculares.2

Por ello, el bypass coronario, se convierte en una herramienta muy útil, cuando el daño de las arterias coronarias es irreversible. Es así, como el cardiólogo emplea parte de la arteria mamaria o radial, al igual que puede hacer uso de una porción de la vena que se encuentran en la pierna, para realizar un injerto en el corazón.  Creando un camino alterno, buscando que la sangre y el oxígeno circulen correctamente, sin contratiempos, evitando la zona dañada u obstruida.2

En conclusión

Encontramos, que el bypass gástrico, es usado para tratar los problemas de obesidad mórbida. Mientras el bypass coronario, busca formar un camino alterno, que remplace la función de una arteria dañada. De esta forma, entendemos que el bypass no solo se usa para modificar el sistema digestivo y bajar de peso. Si no, que, por el contrario, la ciencia ha permitido que tenga otras formar de utilizarlo en el corazón, pero siempre, pensando en la salud y el bienestar del individuo.

Referencias:

1.Camberos-Solis R, Jiménez-Cruz A, Bacardí-Gascón M, Culebras J. M. Efectividad y seguridad a largo plazo del bypass gástrico en “Y” de Roux y de la banda gástrica: revisión sistemática. Nutr. Hosp.  [Internet]. 2010 dic [citado 2021 Sep.  30]; 25(6): 964-970. Disponible en:

http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0212-16112010000600012&lng=es.

2.Celi Loaiza XA, Arias Castro ML, Larco Villalva EA, Velásquez Arias RG. Cirugía bypass coronario. Técnicas, complicaciones posoperatorias y rehabilitación cardiaca. RECIMUNDO [Internet]. 31ene.2019 [citado 30 sep.2021];3(1):500-21. Available from: https://www.recimundo.com/index.php/es/article/view/383.